24 feb. 2010

El e-commerce en el arte III

Hoy Cuasante nos terminará de explicar cómo vender arte a través de e-commerce.

¿Qué posibilidades tecnológicas se le ofrecen a aquellos que quieran montar su tienda?

Cualquier persona que quiera montar su tienda en Internet tiene dos opciones: montar su propia tienda con carrito de compra en su web corporativa o registrarse en una plataforma de e-commerce, aceptando sus normas de uso. A la segunda opción ya dedicaremos el próximo punto, por lo que nos centraremos en como crear nuestra propia tienda con carrito de compra.

Las opciones más habituales (y más sencillas de desarrollar) dentro de la tecnología de creación de webs con e-commerce, serían:

a. Crear una web con el gestor de contenidos web (CMS) llamado WordPress.
b. Usar el software libre especializado en comercio electrónico llamado OSCommerce, el cual se puede integrar en prácticamente cualquier web que se haya creado previamente como un módulo externo.

Tanto para la primera como la segunda opción, necesitaremos unos mínimos conocimientos técnicos, no siendo el propósito buscado en este post explicar el modo de instalación y configuración, sino el de orientación para una posible contratación o aprendizaje.


En el primer caso, necesitaremos instalar el WordPress (WP 2.9.2, la actual versión). Si bien se puede instalar bajo algún dominio gratuito, lo recomendable es que se reserve el dominio de nuestra empresa o marca, en algún proveedor de registro y hosting. De esta forma la imagen que daremos al posible comprador será más profesional e invitará más a la compra. Posteriormente instalaremos dentro de nuestra recién creada web, alguno de los plug-ins que se ofrecen dentro de WP para la venta electrónica de nuestro catálogo. No es un proceso con demasiada dificultad, aunque para personas no familiarizadas con la configuración de servicios web se recomienda contratarlo a algún profesional de Internet.

En el segundo caso, se integraría como un módulo externo si ya disponemos de nuestra página web. Requiere más conocimientos técnicos que la anterior opción. Y es una solución más robusta, aunque la comunidad que la mantiene sea menor que la de Wordpress.

¿Cúal serían las plataformas de ecommerce más adecuadas para la venta electrónica de arte?

Existen diferentes plataformas de e-commerce, que podrían clasificarse como segmentadas según el área de influencia, el tipo de productos que venden, la cantidad de los mismos o más generalistas.

1-Las plataformas que se centran en lo “local” son principalmente las desarrolladas por organismos públicos para la promoción del comercio en sus localidades o áreas de influencia. Un ejemplo lo tenemos en el portal de comercio electrónico de Tres Cantos (Madrid) donde el Ayuntamiento crea una plataforma para que los empresarios locales puedan vender sus productos en una web, donde la “proximidad” es justamente el punto fuerte de la misma.

2-Aquellas segmentadas por el tipo de producto que venden, ocuparían la mayor parte de las principales webs de ecommerce de España: PixelMania, Redcoon, Rumbo, DigitalToyShop, etc. Dentro de éstas cabría destacar una web que intenta aglutinar artistas: Merkart, aunque ni es grande ni demasiado conocida. Otro ejemplo para alguien que quiera desarrollar más la idea de plataforma de arte sería el proyecto Nuzart.

1-Las que venden grandes stocks, como SoloStocks.

2-La más generalista y conocida es EBAY. Ante todo un sitio de subastas, con la peculiaridad de que lo hace online. Puedes navegar por varias categorías como antigüedades, electrónica, arte, etc. Cuando ves algo que te gusta, haces clic en el título del artículo y ves los detalles: fotos, descripciones, opciones de pago e información de envío. Si tienes claro lo que estás buscando, lo puedes hacer usando palabras o frases clave como en los buscadores de Internet.

Si quieres pujar por ese objeto, solo tendrás que apretar el botón de “pujar”. Si haces una oferta sobre ese objeto, entras en un acuerdo mutuo de que lo comprarás si ganas la subasta. Todas las subastas tienen una mínima cantidad para comenzar a ofertar, y algunas tienen un precio reservado. Si la puja no llega a ese precio reservado, el vendedor no tiene porque deshacerse del objeto en cuestión.

Aparte de las subastas, se pueden encontrar múltiples objetos con precios establecidos que harán que irse de compras por eBay, sea como ir de compras en cualquier otro centro comercial online que existe, como puede ser Amazon. Ves algo que te gusta, lo compras, pagas por ello, y esperas que te lo traigan directamente a tu puerta. Hay también listados de subastas que te dan la opción de comprarlo al momento con el botón “¡cómpralo ya!”, por un precio que es normalmente más alto que el precio inicial de subasta. Si elijes comprar el objeto por el precio en la opción “¡cómpralo ya!” en lugar de ofertar por él, la subasta acaba inmediatamente y la obra es tuya.

Se puede pagar con una gran variedad de métodos: transferencia bancaria, tarjeta de crédito, cheques personales, cheques bancarios, giros postales o servicios de pago electrónico, como puede ser Paypal. Es decisión del vendedor el método de pago que aceptará. De lejos, Paypal es la manera más fácil para comprar algo en eBay, porque Paypal pertenece a eBay. El proceso de pago en Paypal ya está integrado en cualquiera de las subasta en los listados de eBay.

Algunas personas, y cada vez más, abren su propio negocio afiliado con eBay poniendo en marcha una “Tienda eBay”. A cambio, cuando vendes un objeto en eBay, se deben pagar comisiones de venta final a eBay. Sin duda es la forma más popular y rápida de comenzar con tu tienda de ecommerce, si bien aceptando las referidas comisiones.

Y hasta aquí el repaso sobre el e-commerce y el arte. Esperamos os sirva de referencia y hayáis perdido el miedo a vender por Internet :-)

Y por favor, contadnos vuestros casos de éxito y experiencias al respecto. ¡Mucha suerte! y gracias a @cuasante.

La próxima semana más sobre el mercado del arte con El arte: caro para muchos, barato para pocos.

Imagen: Marvilla.


6 comentarios :

Anónimo dijo...

Así, de entrada, parece fácil. Muchos artistas no vendemos lo suficiente para podernos dar de alta de autónomos, y nos buscamos la vida en otros trabajos, así que vender un cuadro suele ser una alegría inusual. Por lo tanto, si vendemos por Internet ¿que tipo de permisos legales debemos tener? ¿tenemos que ser autónomos, declarar, etc, etc?.Gracias de antemano por contestar y un gran saludo.

Pilar dijo...

@Anónimo. Las preguntas serán respondidas por Cuasante desde su propio blog http://cuasante.com/
insertala allí, gracias.

Pilar.

El Quatre, Sala d'Art dijo...

No es fácil vender arte por Internet. Sobre todo si la obra tiene un precio medio-alto. Pero si el cliente te conoce personalmente ya es otra cosa. La confianza en estos casos es esencial. En un principio los tratos son a través del correo y más tarde se llega a un acuerdo en el precio y en la entrega. En resumen la confianza mutua ayuda a realizxar lam transacción

Pilar dijo...

@ El Quatre. Que no sea fácil no quiere decir que sea imposible, tenemos que confiar más en las nuevas tecnologías y todas las posibilidades que pueden ofrecernos. Gracias por tus explicaciones.

Pilar

Nacho_ee dijo...

me gustaría saber si alguien sabe datos de cuántos cuadros se venden en España al año y cuánto en internet... es un dato que creo que sería muy interesante... alguien podría aportarlo?

Muchas gracias por estos 3 artículos... muy claritos y sencillos de entender...

Ánimo a los artistas! Soy un admirador de todos...

Pilar dijo...

@Nachoo_ee Yo en este momento no dispongo de ese dato, ni sé si existe algún estudio que lo contemple. La compra de arte suele ser un proceso, más que una acción espontánea, pero poco a poco la compra por Internet se va incrementando saltando así las barreras espaciales. Me alegra te hayan gustado los 3 artículos sobre e-commerce. Espero verte pronto con la nueva temporada del blog.

Saludos, Pilar.