7 feb. 2007

Pero...¿Qué te ha hecho el dragón?

Como es posible que hoy, en pleno siglo XXI, aún haya gente de estas características, capaces de golpear con una barra de hierro una obra de arte, ya no se tiene ni respeto a los demás, ni al arte, ni a NADA. Algunos dirán “ha pasado lo que tenía que pasar porque es un parque público y estos jóvenes de hoy día hacen lo que quieren…” Pero es que no me entra en la cabeza, ¿Qué le hizo el dragón? ¿Acaso le lanzó fuego? Miren ustedes…va a ser que no. Este tipo de noticias cabrean, y mucho, tanto a los amantes del arte, como a los ciudadanos con un poco de interés en estos aspectos tan “cultos” como el arte, por ello, la gente ya ha opinado cosas del tipo “propongo que se le cuelgue como a una piñata”, “la barra en lugar de la cabeza del dragón se la metía yo a él en mejor sitio”…Y es que uno no puede levantarse de buenas a primeras y ponerse a golpear a un dragón –ni emulando a San Jorge, ¡oiga!- y mucho menos a uno como el del Park Güell.

Para los curiosos, el ingenioso caballero es un jovencito español llamado Daniel, de 22 años y de L`Hospitalet de Llobregat (Barcelona) detenido y acusado de “delito contra el patrimonio histórico”, pero no es un caballero de esos medievales, según los vecinos pertenece a un grupo de estética antisistema y punk que venía produciendo disturbios desde hace un tiempo en el parque Güell.

Para los preocupados y cabreados, decir que la estatua ha sufrido daños muy importantes en la zona de la cabeza y el torso, aún no están cuantificados, pero a juzgar por las fotos…

Y hablando de fotos…ahora los turistas tendrán que conformarse con fotografiar vallas, ¿Dónde están esas fotos de multitudes alrededor del Drac? Habrá que rebuscar…